LA CASA MUSEO PÉREZ GALDÓS RECIBE DEL ESCRITOR FERNANDO G. DELGADO EL MANUSCRITO DE SU ÚLTIMA NOVELA, ‘TAMBIÉN LA VERDAD SE INVENTA’

23 may 2012

El escritor y periodista tinerfeño Fernando G. Delgado hará entrega a la Casa Museo Pérez Galdós el día 24 de mayo, a las 20.00 horas, del manuscrito de su última novela publicada, También la verdad se inventa, prosiguiendo con el ciclo denominado Archivos literarios que inició a principios de este año el autor Emilio González Déniz. El acto de entrega contará con la presencia del también escritor y editor Luis Suñén y del periodista y compositor Guillermo García Alcalde, cuyos comentarios permitirán al público valorar la obra en el contexto de la amplia producción del mencionado autor tinerfeño.

Fernando G. Delgado es el cuarto novelista que se incorpora a esta iniciativa impulsada por el mencionado centro dependiente de la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico y Cultural del Cabildo de Gran Canaria, que dirige Larry Álvarez, con el objetivo de abrir un espacio destacado a los escritores contemporáneos canarios y conservar los originales de sus obras más importantes, que se pondrán a disposición de la comunidad investigadora y de la población en general. La propuesta, según ha advertido Rosa María Quintana, directora del museo galdosiano, persigue “reunir la documentación de la narrativa canaria contemporánea de forma sistemática, conservarla y disponerla para su estudio, cumpliendo los protocolos que desarrollamos para la conservación de los archivos de Pérez Galdós o Josefina de la Torre, así como de otro tipo de documentación valiosa que custodian los archivos y depósitos de esta casa-museo”.

VIVIR NUESTRO PROPIO IMAGINARIO

Según confiesa el escritor, la novela de la que hará entrega su manuscrito También la verdad se inventa, se iba a llamar inicialmente Dice ser Alma. “Sólo en la última parte del proceso empecé a cuestionarme el título y haciendo un trabajo sobre Antonio Machado repasé el poema en el que encontré este título. Debo darle las gracias a Don Antonio por esta luminosa aportación”, explica Delgado, quien señala que su último titulo “trata sobre la identidad sexual, pero sobre todo del derecho que asiste a cualquier criatura de vivir su propio imaginario”.

Al referirse a su novela, Delgado, que obtuvo en 1980 el Premio de Novela Benito Pérez Galdós, estima que “a veces el mundo de ficción en el que podemos llegar a instalarnos responde más a la realidad que el mundo en el que nos reconocemos como más real. Tenemos una parte de imaginario que es verdad para nosotros, aunque sea pura invención. En nuestro recuerdo acaba sobreviviendo lo que hemos imaginado. A veces mentimos porque la imaginación crea sus propios inventos”.

“Yo no creo en los hombres ni en las mujeres de una pieza. Eso quiere decir que no sólo somos quiénes creemos que somos sino también aquellos que nos habitan. La sexualidad, por otra parte, se alimenta mucho de la imaginación. Y es fácil que la gente tenga opciones sexuales puramente imaginativas”, dice

El escritor cree que “esta novela tiene en común con las anteriores el tema de la identidad, aunque tratado de distinta manera. Supongo que lo que diferencia a La verdad también se inventa es que, a pesar de insistir en mi visión del mundo, aporta nuevas reflexiones, nuevas historias y nuevos escenarios. Pero, eso sí, desde la insistencia”, añade.

Para Fernando G. Delgado “escribir, como leer, abre puertas a la comprensión del mundo que tenemos y al descubrimiento de los mundos que no tenemos. Escribir, como leer, supone en tiempos como éstos reconocernos y, a lo mejor, conseguir mejorar de algún modo nuestra realidad”.

La novela de Delgado empieza con la descripción de una voz que es el enigma de toda la historia. Y la identidad de este personaje es lo que agita a los demás a contar su historia. El enigma de esa voz y el desenlace de la historia que tiene que ver con ella es la gran intriga de la última entrega del novelista.

ELEGANCIA DE SER Y ESTAR

A juicio de Guillermo García Alcalde, “detrás de la personalidad literaria de Fernando Delgado está la persona en toda su riqueza; está el muy estimado amigo y están las muchas dimensiones de una criatura llena de talento, sensibilidad extrema para la relación humana, instinto solidario y voluntad progresista inasequible a pasteleos y cantos de sirena. Está la elegancia de ser y de estar, compatible con el riguroso compromiso de comunicar, y sobre todo de crear. Es la coherencia del amable conciudadano y el amigo que nunca falla, con la nada amable pulsión de entender la vida humana y transmitirla como objeto literario. Y está el hombre tan capaz de compartir el ruido y la furia del mundo desde los grandes medios de masas, como de recluirse largamente en su mágico rincón de Faura, pueblito valenciano donde se piensa entre libros, cuadros y música; donde depura la propia esencia, ratifica su lealtad a las gentes y las causas de progreso y produce bienes de arte y cultura. Esta persona asequible es uno de los más importantes creadores españoles de nuestro tiempo”.

Por su parte, Luis Suñén estima que Delgado “es un canario cosmopolita, es decir, un canario que bebe de las fuentes más volcadas hacia fuera de sus islas, desde Agustín de Bethencourt a ese maestro impagable que fue Domingo Pérez Minik, probablemente el mejor crítico literario español de cuantos han desarrollado su trabajo en los medios de comunicación a lo largo del siglo XX. Además de esa intención de creación de un territorio autónomo para sus novelas -lo que le emparenta con los grandes creadores de mitologías literarias como William Faulkner o Gabriel García Márquez, el novelista canario añade a su producción varios elementos como la memoria y el rito para construir su literatura, al que se une el amor como búsqueda y sorpresa”.

OBRAS SIGNIFICATIVAS

Las entregas en depósito de los manuscritos de las obras más significativas de la literatura contemporánea canaria se prolongarán a lo largo de todo este año con periodicidad mensual. En sus primeras ediciones, este ciclo da protagonismo a la obra de autores que han obtenido el Premio de Novela Benito Pérez Galdós, entre los que figuran Emilio González Déniz (Las Palmas de Gran Canaria, 1951); Alberto Omar Walls (Santa Cruz de Tenerife, 1943); Luis León Barreto (La Palma, 1949); Fernando G. Delgado o Juan José Armas Marcelo (Las Palmas de Gran Canaria, 1946), entre otros.

Con anterioridad, se entregaron los manuscritos de la obra El obelisco, Emilio González Déniz y de La canción del morrocoyo, Alberto Omar Walls. En junio lo hará J.J. Armas Marcelo con su novela El camaleón sobre la alfombra y, en septiembre, María Dolores de la Fé.

Durante los encuentros, el museo recibe originales de las novelas y celebra debates con la presencia de conocidos autores isleños, que son los encargados de moderar estos encuentros, en el contexto del actual panorama literario, caracterizado por la bifurcación entre lo analógico y lo digital.

El ciclo Archivos literarios puesto en marcha por la Casa Museo Pérez Galdós del Cabildo grancanario ha tenido tan buena respuesta y acogida entre los escritores canarios. Para una segunda fase ya se han comprometido con dicha actividad los autores José Luis Correa, Sabas Martín, Francisco Ramírez Viu, Santiago Gil, Francisco J. Quevedo, Carlos Álvarez, Rosario Valcárcel, Noel Olivares, Francisca Noguerol Jiménez y Nicolás Melini.

 

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes
Foto