Isolda Nebot

Isolda Nebot

Isolda Nebot 2

Isolda Nebot 2

3 de julio de 2021

ISOLDA NEBOT: “A VECES SE PIENSA QUE PARA LEER A GALDÓS HAY QUE TENER UN GRAN BAGAJE CULTURAL Y ESE ES UN GRAVÍSIMO ERROR”

Isolda Nebot presenta en la Casa-Museo Pérez Galdós, el día 6 de julio, el libro ‘Benito Pérez Galdos. Textos iniciales’, con una recopilación de los textos galdosianos publicados en el periódico insular ‘El Ómnibus’ entre 1862 y 1866. “Lo más sorprendente de todos los textos es que es Galdós puro y sin artificios. A veces se piensa que para leer a Galdós hay que tener un gran bagaje cultural y ese es un gravísimo error. A Galdós uno puede acercarse independientemente de su bagaje y estos textos son ideales para acercarlos a los jóvenes”, explica la licenciada en Filología Hispánica.

Considera que estos textos son perfectos para ese primer acercamiento desde la escolástica y no a través de ‘Marianela’ o el ‘Trafalgar’ adaptado. “Esa realidad está muy lejana de la juventud de hoy y sin embargo estos textos tienen humor o ciencia ficción y es llevable al aula”, detalla.

“El valor que tienen es que está todo Galdós en potencia, porque se aprecia su capacidad descriptiva, el primer Galdós de ciencia ficción, el humor galdosiano, su espíritu regeneracionista y ese querer hacer un ejercicio de ciudadanía consciente y responsable, tanto del entorno como del momento político”, explica Nebot.

Por eso, una de las intenciones de publicar este libro es acercar a Galdós al gran público y especialmente a la gente joven y no solo al especialista, porque a este tipo de ediciones se suelen acercar los estudiantes de Galdós, para, por ejemplo, hacer una tesis. “La recuperación de los textos es el valor en sí, porque la gente joven tiene la idea de que Galdós es aburrido y está pasado de moda, y estos textos son de una actualidad y de una vanguardia increíble, parece que están escritos ayer”, asegura.

“En Galdós es importante la universalidad y su atemporalidad. Da igual cuándo lo leas, que es pura vanguardia”, explica al tiempo que detalla que en los textos habla de los políticos y de los presupuestos y se nota que no ha cambiado nada desde entonces. “Se le notaba ya su querencia por las leyes, se veía que era letrado y lo culto que era”, añade.

Estas publicaciones realizadas en ‘El Ómnibus’ ya han sido publicadas en otros libros, pero acompañadas de información, otros textos y estudios cientificistas, detalla Nebot, y reconoce que se enamoró de ellos y quiso publicarlos sin nada más que añadir, solo los textos. 

“El objetivo es que la gente se acerque a estos textos inéditos de Galdós, sin estudio y sin notas de pie de página. Los pongo en valor porque la crítica los ha despreciado de alguna manera, porque siempre se habla del nacimiento del escritor a partir de la ‘Fontana de Oro’, pero estos textos son pura literatura, porque hay teatro, hay narrativa, hay poesía, hay regeneracionismo, crítica social, están todas las potencias de Galdos”, asegura.

Y por eso insiste en que son unos textos ideales para acercarlos al aula, porque reconoce que a ella ‘Marianela’ la dejó con desasosiego y con tristeza. “Galdós tiene facilidad para describir la condición humana más miserable, y la sientes. El lector se siente en la piel de lo que él narra, que es asombroso, y eso está ya en estos textos. Me ha sorprendido que sean tan difíciles de encontrar fuera de El Museo Canario y que la crítica haya huido de nombrarlos, no sé si por desconocimiento o porque no se le ha dado el valor que tienen”, explica.

“A mí me cambió todo el concepto de Galdós, no lo consideraba aburrido ni mucho menos, pero sí que tenía un respeto previo, como si uno entrara a un templo, y no. Te lo puedes llevar a la playa o lo puedes leer en la guagua porque es una lectura muy liviana”, asegura.

“Me sorprendió el sentido del humor, porque el Galdós que yo había leído era el que me dejaba triste y desasosegada. Y también me sorprendió que pese a su juventud tuviese esa capacidad de análisis de la sociedad y una crítica constructiva”, explica. Y le fascinó tanto, que dejó de estudiar los elementos lingüísticos de la ortografía, que era inicialmente el objetivo.

Nebot explica que se acercó a estos textos para hacer un estudio de la importancia de la prensa para la difusión de la literatura y cuando dio con ‘El Ómnibus’ cayó rendida y no siguió con más periódicos porque consideró que no iba a encontrarse nada más valioso e importante.

Reconoce que fue un trabajo arduo porque el encargo fue hacer un estudio de ortografía histórica, de la evolución de la ortografía del siglo XIX al XX. “Releí los textos de Galdós tantas veces que ya me olvidé de la lingüística y solo pensaba en lo que los escritos decían y cómo lo decían. Me acabó conquistando y acabé prestando más atención a la cuestión literaria que a la lingüística”, detalla. 

Nebot destaca que la prensa de la época fue fundamental para la difusión de la literatura.  “La prensa como elemento vehicular de la literatura en el siglo XIX es una piedra angular de nuestra cultura. La literatura por entregas es gracias a esos periódicos, por lo que gracias a la prensa y al gran nivel de alfabetización mucha gente tuvo acceso a la lectura y a la literatura”.

Un Galdós visionario y fantasioso

Nebot explica que en los textos de ‘Las crónicas futuras’, Galdós elucubró cómo sería Las Palmas de Gran Canaria en el futuro. “Atisbó que existiría un tren en la capital y tuvimos un tren elevado en la Avenida Marítima, también habló de la expansión del Puerto de La Luz y a pesar de que no lo expresa como un punto tricontinental, sí habla de la mercantilidad y lo que daría a la ciudad y eso se ha cumplido a pie juntillas”, asegura.

Y detalla que una de las cuestiones que le llamó mucho la atención en estos episodios es que cuenta que hay un dicho popular de que un Tritón marino destruye de noche las obras que se hacen en el Puerto de la Luz durante el día, ya que no se acaban nunca. “Fíjate tú que casi dos siglos más tarde tenemos un Tritón dando la bienvenida a la ciudad, no da en la diana, pero acierta”, asegura Nebot al tiempo que admira esa similitud con el relato de Penélope.

Sin embargo, en esas crónicas futuras también habla de otras cosas disparatadas como de osos polares en Maspalomas o un tren que conectaba Moya con otros municipios, agrega.

Y sobre la crítica literaria al libro ‘Las auroras’, a Nebot le sorprende el análisis que realiza Galdós, con solo 20 años. “Hace un análisis muy meticuloso, literario y filológico del lenguaje, de la temática, del humor. Parece que estudiaba filología y no derecho”, asegura.

Isolda Nebot

Isolda Nebot

Isolda Nebot 2

Isolda Nebot 2